Compartir

Cómo hacer bechamel sin mantequilla

 
Por Carla Martínez Dantí. 12 noviembre 2020
Cómo hacer bechamel sin mantequilla

La bechamel es una de las salsas más suaves, ricas y populares que existen. Atribuida a las cocinas francesa e italiana, la bechamel es la clave de un gran número de platos, como pueden ser los canelones o la lasaña. No obstante, con el tiempo se ha ido integrando esta deliciosa salsa a muchos otros platos, haciendo de las recetas más tradicionales auténticos manjares gourmet. Hablamos, por ejemplo, de las croquetas con bechamel, de las verduras bañadas en bechamel gratinada, de los pescados al horno cubiertos de bechamel...

El único problema de la bechamel para muchos es que se trata de una elaboración rica en grasas, por lo que añade un gran aporte calórico a cualquier tipo de receta, aunque esto dependa también de las cantidades de bechamel que cocine cada uno. ¿Quieres seguir disfrutando de esta maravillosa salsa sin preocuparte por las grasas y las cantidades? A continuación, desde unCOMO, te damos las claves para preparar una bechamel light pero igual de sabrosa; aprende cómo hacer bechamel sin mantequilla y prepárate para descubrir una versión más sencilla, rápida y sana de la bechamel con la que podrás acompañar cualquier plato sin preocupaciones... ¿preparado/a? ¡Vamos allá!

30 minutos Dificultad baja
Ingredientes:
También te puede interesar: Cómo hacer salsa bechamel
Pasos a seguir:
1

Si bien es cierto que la bechamel se suele preparar con tres ingredientes básicos: leche, harina y mantequilla, para hacer nuestra bechamel ligera y reducir el aporte calórico de esta salsa eliminaremos la mantequilla de la lista. ¿Cómo sustituiremos entonces la mantequilla para que la bechamel quede igual de sabrosa? Muy sencillo, con un producto tan común como el aceite de oliva.

Gracias al aceite conseguirás tener tener una bechamel suave, espesa y cremosa con el mismo sabor que la bechamel tradicional. ¿Preparado para aprender a cocinar bechamel con aceite? Empezamos.

2

La cantidad básica para hacer una buena bechamel es 1:1 grasa y harina; es decir, que debes añadir la misma cantidad de harina que de aceite de oliva. Recuerda que una cucharada de harina con una cucharada de aceite de oliva formarán una bola espesa que requerirá medio litro de leche, aproximadamente.

Teniendo en cuenta esta proporción, podrás calcular las cantidades de bechamel que necesites. En este caso, desde unCOMO vamos a trabajar con 50 gramos de harina y 50 gramos de aceite, lo cual equivaldría a una cucharada llena de cada producto.

Seguir estas proporciones es fundamental para que la bechamel quede en su espesor, cremosidad y suavidad ideal. ¿Quieres aprender cómo hacer bechamel para croquetas o cómo hacer una bechamel para lasaña? ¡Atiende a los siguientes pasos!

Cómo hacer bechamel sin mantequilla - Paso 2
3

Unas vez tengas claras las proporciones, habrá llegado el momento de aprender cómo hacer bechamel sin mantequilla. Coloca un cazo o una sartén a fuego bajo y agrega el aceite de oliva, que será el sustituto de la mantequilla.

4

Una vez esté bien caliente, añade los 50 gramos de harina y, con la ayuda de una varilla de mano, mezcla consistentemente hasta que ambos ingredientes formen una pasta. Deberás dejar que esta mezcla, popularmente conocida como roux, se tueste durante un par de minutos.

De este modo lograrás eliminar el sabor a harina cruda que podría dañar tu bechamel.

Cómo hacer bechamel sin mantequilla - Paso 4
5

En otro cazo, pon a calentar el medio litro de leche. En cuanto arranque a hervir, añádelo a la sartén donde estás mezclando la harina y el aceite. Vierte la leche poco a poco y no dejes de remover en ningún momento, pues así los ingredientes se mezclarán adecuadamente y no dejarán grumos.

Para que la bechamel light quede bien, desde unCOMO te recomendamos añadir la leche en pequeñas cantidades y dejar que se integre en la roux. Una vez integrada, agrega un poco más de leche y vuelve a remover. Repite este proceso hasta que hayas incorporado toda la leche a la mezcla. Este truco es ideal también para controlar las cantidades de bechamel si no las tienes claras.

6

Una vez se hayan integrado y homogeneizado bien todos los ingredientes, añade una pizca de nuez moscada y salpimienta al gusto. Te recomendamos añadir también solo una pizca, pues es mejor añadir los ingredientes poco a poco y modificar el sabor más tarde si no es de tu agrado.

Cómo hacer bechamel sin mantequilla - Paso 6
7

Deja que todo se cocine a fuego muy lento durante 10 minutos, aproximadamente. Una vez pasado este tiempo, apaga el fuego y deja que la mezcla se enfríe un poco. ¡Listo! Ya tendrás tu bechamel sin mantequilla lista para disfrutar.

Tanto si quieres saber cómo hacer bechamel para canelones light como si quieres añadir esta salsa a cualquier otro plato de pasta, carne o pescado, estos pasos te ayudarán a lograr un resultado más sano e igual de sabroso.

En este otro artículo de unCOMO te enseñamos Cómo hacer canelones con un paso a paso detallado, pero si prefieres probar tu bechamel ligera con un plato más sano y original, no te pierdas este artículo de Cómo hacer brócoli con bechamel.

Y para los celíacos, nada mejor que esta receta sobre Cómo hacer bechamel sin gluten.

Cómo hacer bechamel sin mantequilla - Paso 7

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo hacer bechamel sin mantequilla, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Recetas.

Consejos
  • Uno de los trucos para evitar los grumos en la bechamel es añadir la leche cuando esté muy caliente.
  • Si quieres obtener una bechamel con un tono más oscuro (más parecido al original), deberás subir un poco más el fuego en el momento en el que calientes el aceite para preparar la roux.

Escribir comentario

¿Qué te ha parecido la receta?

Cómo hacer bechamel sin mantequilla
1 de 5
Cómo hacer bechamel sin mantequilla

Volver arriba