Compartir

Cómo hacer meriendas saludables

Por Elia Tabuenca. Actualizado: 16 enero 2017
Cómo hacer meriendas saludables

La merienda es una de las comidas del día que no pueden evitarse ni aunque estés a dieta. Comiendo algo a media tarde conseguimos reducir la sensación de hambre además de aportarnos una inyección energética que nos ayuda a continuar con nuestras labores antes de terminar el día. Eso sí: es recomendable que se deje a un lado la bollería o las chocolatinas y se opte por otro tipo de tentempié menos calóricos; por este motivo en unComo te contamos cómo hacer meriendas saludables.

Pasos a seguir:
1

Una de las reglas básicas de la alimentación saludable recae en hacer 5 comidas al día. ¿Por qué? Porque distribuir la absorción de energía a lo largo del día ayuda a que nos sintamos con más fuerza, a que no tengamos sensación de hambre y a que nuestro organismo trabaje durante todo el día. Por lo tanto, aunque estés a dieta, debes saber que la merienda nunca te la debes saltar.

Ten en cuenta que, si no tomas nada a media tarde, el hambre con el que llegarás a la cena será mucho mayor que si has llenado tu estómago y cenar mucho sí que trae como consecuencia aumentar de peso. Por lo que, sea cual sea tu situación, la merienda no te la debes saltar.

Cómo hacer meriendas saludables - Paso 1
2

Lo que sí que debemos tener claro es que la merienda no debe tener un alto aporte calórico, de hecho, se considera que deben ser 150 o 200 kcal las que se tomen en este momento del día. Para disfrutar de meriendas sanas es importante que elimines de tu alimentación todos aquellos productos con exceso de grasa o de azúcares que apenas te aportan nutrientes y sí que te aportan grandes calorías: la bollería, el chocolate o los snacks salados tienen que desaparecer de tu dieta y reemplazarse por otro tipo de alimentación mucho más sana y nutritiva.

Cómo hacer meriendas saludables - Paso 2
3

Existe una controversia con los carbohidratos a esta hora de la tarde; este grupo de alimentos se recomienda tomar durante las primeras horas del día e intentando que se restrinja su uso durante la tarde y la noche. El motivo principal es que los hidratos deben quemarse porque, sino, terminan acumulándose en nuestro cuerpo en forma de grasa saturada; así que, en líneas generales, diríamos que los carbohidratos no son una buena opción para merendar.

Sin embargo si sueles hacer deporte por la tarde, si vas a hacer una actividad que requiere de mucha energía, entonces sí que puedes incorporar este grupo de alimentos a tus meriendas; eso sí: opta por los elaborados con harina integral pues los refinados no contienen ningún nutriente y sí mucho azúcar. Bocadillos de pan integral, galletas integrales o cereales integrales son una buena opción para aquellas personas que aún tienen muchas cosas que hacer durante el día.

Cómo hacer meriendas saludables - Paso 3
4

Para conseguir merendar sano te recomendamos que elabores una lista con posibles meriendas que harán que no te aburras cada día de la misma; si vas a estar fuera de casa es importante que seas previsor y que la lleves contigo, sino, es muy fácil caer en la tentación de ir a una panadería o a cualquier tienda y comprar dulces altos en grasas. Por lo tanto, hazte una lista con la distribución de tus meriendas cada semana y opta por llevar siempre un tentempié saludable en el bolso o en el trabajo.

Cómo hacer meriendas saludables - Paso 4
5

A continuación, en unComo te daremos ejemplos de meriendas saludables para que veas qué es lo que puedes comer durante este momento del día sin engordar y consiguiendo que tu cuerpo ingiera justo lo que necesita:

  • Yogur natural desnatado con trozos de frutas fresca desmenuzada: una buena opción es cortar pedazos de fresa natural y mezclarlas con el yogur desnatado. Te sentirás saciado y está buenísimo.
  • Batido de frutas: coge la fruta fresca que te apetezca, mézclala con un yogur desnatado y un poco de leche desnatada y bátelo en una batidora. Estará delicioso y, además, no tiene apenas calorías.
  • Macedonia de frutas o fruta del tiempo: aunque la fruta se considera un carbohidrato simple, es una opción perfecta para tomarla durante la merienda debido a su alto aporte en azúcares pero sus bajas calorías. Es ideal para quitarle a tu cuerpo las ganas de azúcar sin tomar grasas.
  • Si te apetece algo salado puedes optar por proteínas bajas en grasas como serían tres lonchas de pavo, un queso fresco desnatado o una lata de atún al natural.
  • Las personas que vayan a hacer deporte u otra actividad que requiera de fuente de energía pueden tomar carbohidratos durante la merienda. Dos o tres galletas integrales, un puñado de cereales integrales o un sandwich integral hecho con ingredientes bajos en grasas es una opción saludable y nutritiva. En unComo te damos algunas ideas de sandwiches bajos en calorías.
Cómo hacer meriendas saludables - Paso 5

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo hacer meriendas saludables, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Recetas.

Escribir comentario sobre Cómo hacer meriendas saludables

¿Qué te ha parecido el artículo?
1 comentario
Su valoración:
ari
muy bueno y util en casa

Cómo hacer meriendas saludables
1 de 6
Cómo hacer meriendas saludables

Volver arriba